Transferencias

Si vas a comprar o vender un vehículo de segunda mano debes realizar unos trámites específicos para que se trate de un intercambio legal y no tener que enfrentarte a problemas en el futuro. Quizá uno de los más esenciales es el cambio de titularidad o transferencia, ya que puede ocasionarte situaciones desagradables, ya seas el comprador o el vendedor.

En el caso de que seas tú quien vende el coche

Asegúrate de que tienes el contrato original que da fe de la transacción de compraventa antes de entregar las llaves, así como una fotocopia del documento de identidad en España del comprador. Si no quieres tener que pagar multas o sanciones de la ITV, no olvides especificar en el contrato la hora exacta en la que se produce la venta. Por último, debes indicar al comprador que te envíe una copia de su permiso de conducción en el que conste ya el vehículo a su nombre, en el plazo de 15 días.

En el caso de que seas el comprador

Debes inscribir el vehículo a tu nombre en el Registro de Vehículos de la DGT. Los documentos con los que debes contar son:

  • Contrato o una fotocopia del contrato de compraventa
  • Fotocopia del documento de identidad del vendedor
  • Solicitud de cambio de titularidad firmada por ambos
  • Documentación del vehículo (tarjeta ITV, permiso de circulación y recibo del impuesto municipal)

Una vez que tengas todo lo anterior, debes presentarlo en Hacienda de la Comunidad de Madrid y abonar el impuesto de transmisiones patrimoniales. Tras cumplir este primer requisito, debes dirigirte a cualquier Jefatura de Tráfico para abonar las tasas y aportar una vez más toda la documentación requerida. Recuerda que es imprescindible solicitar cita previa.

En Gestoría Coslada hacemos que realizar la transferencia de un vehículo sea sencillo, rápido y seguro. Ponte en contacto con nosotros y te asesoraremos para llevar a cabo el trámite de la forma más cómoda para ti.